Cinco meriendas sanas para niños

La merienda es parte importante de la alimentación de los niños, por eso debemos cuidar su composición con el mismo interés que dedicamos a las tres comidas principales.

Para esto, existen varias alternativas nutritivas que pueden ayudar a que el niño sienta que hay una diversidad y así evitar que caiga en el aburrimiento. Es muy importante evitar la bollería industrial. Estos son algunos ejemplos durante la semana:

  • Lunes: Bocadillo de quesitos y una manzana.
  • Martes: Sándwich de atún, una mandarina y un yogur.
  • Miércoles: Bocadillo de chocolate con un plátano y un vaso de leche.
  • Jueves: Bol de cereales con frutos secos y un yogur natural.
  • Viernes: Sándwich de pavo con yogur bebido y una pera.

Estas meriendas, además de ser nutritivas, son muy deliciosas en sabor, lo cual no va a generar rechazo en el niño.

Asimismo, algo para tener en cuenta es que a los niños que hacen actividades deportivas después del colegio es recomendable añadirles un plátano o un yogurt bebible, lo que les ayudará a recuperar la energía perdida durante el ejercicio.

comments powered by Disqus